El CIEFAP coordina el Segundo Inventario Nacional de Bosque Nativo

Impulsado por la Dirección Nacional de Bosques del Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Nación (MAyDS) y coordinado por el Centro de Investigación y Extensión Forestal Andino Patagónico (CIEFAP), se está llevando a cabo el Segundo Inventario Nacional de Bosque Nativo en la región de los bosques Andino – Patagónicos (BAP).

Entre sus objetivos, el Segundo Inventario Nacional de Bosque Nativo, se propone proveer información actualizada de los recursos forestales nativos de la Argentina, establecer un sistema continuo de monitoreo, cumplir la normativa nacional sobre bosques nativos en base a la Ley Nacional Nº 26.331 de “Presupuestos mínimos de protección ambiental de los bosques nativos”. Por último, también contribuirá a dar cumplimiento de tratados internacionales que acordó nuestro país.

Para las mediciones de los bosques se establecen parcelas remedibles en una grilla con equidistancia de 10 kilómetros por 10 kilómetros sobre todo el territorio del país; de esta manera, cuando los puntos de intersección de las grillas se ubican sobre bosque inventariable, se procede a ir al campo y medir allí una unidad de muestreo. La definición de bosque para el Inventario comprende a todos los ecosistemas forestales naturales en distinto grado de desarrollo, de origen primario y secundario, que presentan una cobertura arbórea de especies nativas mayor o igual al 20 %, ocupación continua de 1 hectárea, y con árboles que alcanzan una altura mínima de 3 metros.

CIEFAP 2

Para la región de Bosque Andino Patagónico se seleccionaron 245 puntos efectivos de muestreo. En la primera etapa, correspondiente al verano-otoño 2018, se están instalando 208 unidades de muestreo que corresponden a los puntos de mayor accesibilidad. La distribución de estas unidades por provincia corresponde a: Tierra del fuego 45, Santa cruz 19, Chubut 65, Rio Negro 21 y Neuquén 58. Cada unidad de muestreo está integrada por dos parcelas, designadas con la letra A y B, circulares y concéntricas y cuatro parcelas C circulares posicionadas en cruz.

La parcela A tiene una superficie de 1000 m2 (17,8 metros de radio). En ella se miden todos los individuos leñosos con al menos un fuste de diámetro a la altura del pecho (DAP) mayor o igual a 20 cm. La parcela B, de 225 m2 (9 metros de radio), se miden todos los individuos leñosos con al menos un DAP mayor o igual a 10 centímetros. La información dasométrica que se registra en estas parcelas es: especie, número de fuste, DAP, altura total, longitud del fuste, estado del individuo, sanidad y forma del fuste.

Las subparcelas C se utilizan para la medición de regeneración natural. Las mismas tienen sus centros a 17, 8 metros del centro de la parcela principal, en las tangentes Norte, Sur, Este y Oeste del límite de la misma. En estas parcelas se realiza un conteo por especie de todos los individuos leñosos con fustes de DAP menor a 10 centímetros y altura total mayor o igual a 1,50 metros, y se determina su estado.

En cada unidad de muestreo, se evalúan además características de sitio, material leñoso caído, cobertura e indicios de intervenciones antrópicas. También se realiza el marcado físico del centro de la parcela clavando una varilla metálica de 30 centímetros de longitud, que servirá para la reubicación de la parcela en posteriores visitas mediante el uso de un detector de metales. A su vez se identifican cuatro individuos leñosos de referencia dentro de las parcelas, de DAP mayor a 10 centímetros y excelente estado sanitario, a los que se adosa una etiqueta metálica en la base del fuste. El registro fotográfico que se realiza corresponde a una fotografía donde se visualiza el visor del GPS (indicando las coordendas de la parcela, fecha y hora) y una panorámica de 360° desde el centro de la parcela. La recolección y carga de datos se realiza con la plataforma OPEN FORIS, diseñada por la FAO y propuesta por la Dirección Nacional de Bosques.

Esta tarea la realizan 12 cuadrillas de 2 a 4 operarios, trabajando en simultáneo, distribuidas en las cinco provincias patagónicas. Esas cuadrillas están lideradas por profesionales de instituciones que forman parte de CIEFAP: la Asociación de Ingenieros Forestales del Chubut, el Consejo Agrario Provincial de Santa Cruz, el INTA (EEA Santa Cruz) y la Dirección de Bosques de Neuquén. La asistencia, capacitación y coordinación general del Inventario la ejecuta el CIEFAP con sus profesionales del Área de Planificación, Conservación y Manejo del Centro de Investigación y Extensión Forestal Andino Patagónico y de Geomática.

CIEFAP 1


Imprimir